De niño a adulto




Y fue ese momento perdido, ese momento que deseábamos de pequeños, cuantas veces deseamos crecer tener mas años para ser adultos. Soñábamos con manejar ese coche, con poder salir solos a la calle y hacer lo que queríamos. Discusiones con nuestros padres por que nos dejaran más libertad y poder tener una "supuesta" independencia de nuestra vida y nuestro tiempo.
Y crecimos, soltamos esa bicicleta que tanta ilusión y buenos momentos nos daba. Nos lanzamos a la aventura de ser adultos de poder conseguir esos sueños en un cuerpo de mayores, más grande, más fuerte, más aprovechable. Nuestra meta era el carnet de conducir, una meta laboral para tener dinero, no sabíamos ni mirábamos el tiempo que se iba en ello. 

Y llegamos, llegamos a ser adultos, no nos acordábamos ya ni de la bicicleta que abandonamos a su suerte entre todo aquel bosque de basura y suciedad que tiraron los adultos, je je no es bonito. Y de repente un día nos da de frente la realidad, en mi caso mi hijo empieza a aprender, a jugar, a divertirse y reírse de todo lo que le pasa por su vida. Curiosamente mi hijo, un niño de 3 años me empieza a enseñar y empiezo a aprender cosas de nuevo y a recordar algunas ya sabidas.

Y empiezo a plantearme preguntas; ¿y si la vida es un juego?, ¿ y si es verdad eso de que no hay que tomársela tan en serio por que al fin y al cabo nunca saldremos vivos de ella?. A esto reflexiono y llego a la conclusión que crecer es una trampa, que de niño se sienten las mejores músicas, los mejores sonidos de nuestro corazón. 

Me preguntan Rahulk ¿que quieres conseguir en el futuro si no tienes éxitos, dinero y una buena casa? y yo respondo:

-Yo quiero ser niño otra vez, y si no puedo por que la maquina del tiempo no va para atrás, a mi déjenme serlo...






Comentarios

  1. Muy bonito post.

    Yo le tengo pavor a ese momento en que mis niños dejen de serlo.
    De hecho escribí un post hace tiempo, con la esperanza de que pueda leerlo en ese momento de adolescencia que está a punto de llegar

    Lo dejo aquí por si quieres echarle un vistazo:
    https://www.elblogdelmarketing.com/2016/04/para-cuando-mi-hijo-jaime-sea.html

    salu2

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

"Mis bienes más preciados nunca fueron comprados..."

Covid-19. Una rutina para salir de la monotonía diaria.

¿Camper o Auto caravana? El dilema...